728 x 90

Triple X: 10 cosas que deberías saber el PORNO de cada día

img

.

En primer lugar: la pornografía no apareció por arte de magia. Evidente: el porno existió por demanda social. La gente quiere ver sexo. Y quieren ver para aprender, animarse o simplemente, por pura satisfacción, solo o acompañado, pues no todos tienen un amigo con derechos o una pareja disponible cada vez que la temperatura corporal anda algo elevada. 

No es un tabú, la gente necesita porno, no todos es verdad, pero una gran mayoría. La industria de cine para adultos factura miles de millones de dólares anualmente, por lo que sus directores no darán vuelta atrás. Entonces, aquí tienes 10 datos (y luego 10 más), el orden de las lecciones no altera el resultado. Puedes ir hacia delante o hacia atrás, sí, justo como en el sexo.

1. La biblia: PLAYBOY

playboy animated GIF

Si hablamos de una publicación de referencia pornográfica, ésta sería Playboy. Se inició con el nombre de Stag Party (fiesta de ciervos) y su logo era exactamente eso, un ciervo. Luego se cambió por el popular conejo y el nombre que ahora todos conocemos. Su primera modelo fue Marylin Monroe y la mujer que más ha aparecido en las páginas de la revista es Pamela Anderson.

2. La comunión: el porno y la ciencia.

computer animated GIF

Hay una revista dedicada al estudio de la pornografía en todas sus facetas, se llama Porn Studies. Esta publicación tiene apenas un año de existencia y cuenta con el trabajo de diversos expertos, críticos y profesionales, quienes se encargan de hacer de esta algo más que una revista dedicada al sexo explicando las connotaciones socioculturales del porno en la sociedad.

3. La película: la época DORADA del cine para adultos.

La primera película xxx con créditos apareció en 1971 y se llamó Boys in the Sun (una parodia de un filme llamado Boys in the Sand). Fue la primera película que recibió críticas del diario The New York Times. Se puede recordar la década de los setenta con filmes de culto como Behind the Green Door o la popularísima y fundamental Deep Throat ('Garganta Profunda').

4. La inclusión: el porno lésbico.

lesbians animated GIF

El porno lésbico resulta ser el preferido para las mujeres; sin embargo, lo que realmente llama la atención es que también lo es el porno gay masculino. Esto no quiere decir que gran porcentaje de hombres también tengan preferencias por la pornografía lésbica, pero un estudio revela que es más fuerte el caso de la mujer, tanto heterosexual como homosexual.

5. El lenguaje: los gestos.

fuck animated GIF

Se dice que la mayoría de hombres se fijan en la cara de la mujer cuando ven pornografía y pueden excitarse simplemente con sus gestos. Ver un buen cuerpo y buenas dimensiones siempre viene bien para que se pongan ardientes, pero en el momento que se realiza la práctica sexual son los gestos de placer, dolor, deseo; lo que lleva al observador al éxtasis.

6. Lo malo: ETS

sad animated GIF

El mundo del cine porno no está exento de casos de enfermedades de transmisión sexual, sin embargo, es un 80% menos probable que una actriz porno profesional transmita una ETS a comparación de una persona que no lo sea. Esto se debe a que por los numerosos casos de SIDA, la justicia en varios lugares donde la industria del porno está bien afincada crearon leyes que obligan a los actores a usar preservativo y realizarse exámenes periódicos.

7. Para todos: porno para invidentes.

Lisa Murphy, fotógrafa canadiense, lanzó Tactile Minds, una revista pornográfica para invidentes. El ejemplar contiene imágenes en relieve de desnudos y descripciones en braille. El tomo cuesta 230 dólares e incluye 17 imágenes realizadas a mano que muestran desde senos hasta penetración.

8. Sin límites: apto para todos.

Para dedicarse a la industria del cine porno no importa la edad. Muchos de los contenidos más descargados son en los que se ve a hombres mayores teniendo relaciones sexuales con chicas que acaban de cumplir la mayoría de edad. Uno de los actores más destacados es David Bozdoganoz de 75 años. Él apareció en un casting por casualidad y el director, al ver lo que tenía entre las piernas, lo contrató de inmediato.

9. La censura: sí, la hay.

boobs animated GIF

La industria porno siempre ha estado escapando de la censura. Por ejemplo, en España lo vivieron en la etapa franquista, pero poco a poco fue llegando a la época del destape y exhibicionismo. Japón, por ejemplo, creó subgéneros X como el pinku eiga: escenas que se asemejan al sadomasoquismo. La censura más reciente tiene que ver con SQUIRTING, o el arte de la eyaculación femenina, y la polémica que afirma que no es más que orina.

10. $$$: ES UN NEGOCIO RENTABLE

lana del rey animated GIF

Actualmente, el cine porno factura más que los estudios de Hollywood en Los Ángeles. Hay al menos trescientos estudios dedicados a realizar películas pornográficas que generan miles de millones de dólares. Utah, es uno de los estados más conservadores, sin embargo es el mayor consumidor de porno del país. Este dato lo lanzó Benjamin Edelman en colaboración con la Universidad de Harvard y lo supieron a través de la facturación que los usuarios de porno realizaron con tarjetas de crédito.

Y ahora que ya pasaste tu primera lección...

Bella Vendetta –dominatriz y estrella porno- ha decidido romper con las ideas falsas que tienes sobre la pornografía y, por qué no, enseñarte un par de cosas sobre lo que de verdad ocurre en el sexo (en vista de que al parecer el MINEDU no te está enseñando nada).

Sí, el sexo suele estar lleno de mitos, sobre todo para los hombres que crecen bombardeados tanto por el exceso de información que ofrece la pornografía (sin filtro o explicación alguna), como por la total falta de una buena educación sexual. Así que atento:

1. “Nadie lo hace así”

Lo primero que te dicen siempre es que lo que vez en la pantalla es real. Que nadie, nunca, en ningún lugar, bajo ninguna circunstancia, tiene revolcones como esos. Bueno, eso es mentira. Bella explica que –así sea una puesta escena, con luces, cámaras e incluso un guión (al cual nadie le presta atención) –las penetraciones sí son reales. ¿O acaso cuando ves el mundial de fútbol, bastante producido y con jugadores profesionales, dices que no es real porque no están jugando fútbol-chacra? Bueno, viendo a nuestra selección podrías pensar eso. Pero, efectivamente, en la vida real, la gente tiene sexo de todas las maneras posibles y la pornografía es una recreación de todo esto. Después de todo, si lo pensaste también lo puedes hacer.

2. “Todo el porno es igual”

Probablemente la idea más general que se tiene de la pornografía es que siempre sucede lo mismo: una rubia despampanante abre la puerta, el repartidor de pizza abre la puerta, la mujer siente una urgencia por tener sexo con él y todo ocurre. Esa es la visión más difundida, ¿no? Bueno, te falta investigar. Hay porno softcore y hardcore, BDSM, de comedia, queer, gay, mainstream y alternativo, feminista, de orgías, bondage, instructivo, amateur, punk, gótico, geek y artístico. Hay mucho, mucho porno en el mundo. Hay porno para todos. Es más, podríamos cubrir todo este artículo con la gran cantidad de variantes que hay. Es solo cuestión de investigar.

3. “Todas las mujeres están operadas”

Al igual que en el punto anterior, esto no es del todo cierto. Si bien en un tiempo parecía ser una tendencia, los distintos tipos de pornografía han hecho que muchas actrices opten por mostrarse tal y como son. Es más, en el caso de Bella, la actriz asegura que su figura (y no solo sus curvas, sino la forma de sus genitales) la hicieron entrar al mundo de la pornografía. “Había visto mi vagina y había pensado ‘esta cosa es tan perfecta que necesita ser fotografiada y mostrada en las paredes de una galería’” –dice ella.

4. “Nadie grita así”

Algunas fingen los orgasmos, otras no. También hay una diferencia entre gemidos contantes y orgasmos fingidos. De hecho, existen algunas productoras de películas porno que se especializan en mostrar únicamente orgasmos reales. El tema de fingir o no en realidad trasciende a la pornografía. Para Bella ya es una cuestión que debe verse en las estadísticas. En la vida real también se fingen, la pornografía no tiene la culpa de esto.

5. “Eso lo ha hecho un hombre, para hombres”

Como decíamos, hay muchos tipos de pornografía. Entre ellas cabe resaltar a la pornografía feminista, que tiene incluso una entrega anual de premios para la porno hecha por mujeres, para mujeres. Además hay mujeres también ocupando puestos importantes en la industria (productoras, editoras, inversionistas y demás). Pero, además –según explica Bella-, hay mujeres a las que les gusta el mismo tipo de porno que a los hombres, como a ella.

6. “Todos ahí están drogados”

Basta, sigues generalizando todo. Al igual que en todo lado y en todos los ámbitos (política, farándula, deportes, artes, finanzas), hay gente que consume drogas, otros que no las tocan, otros que abusan y otros que están abiertamente en contra de ellos. No es una cuestión tan fácil de definir. La industria pornográfica está compuesta por gente diversa, el hecho de que se ganen la vida teniendo sexo no los convierte automáticamente en ‘drogadictos’.

7. “Algún trauma debe tener para estar ahí”

Tema delicado, al igual que las drogas. Ciertamente existen actores (como muchos otros profesionales alrededor del mundo) que han sido víctimas de abuso. Bella misma acepta que su rol como dominatriz en la pornografía la ayuda a lidiar con el abuso que sufrió siendo adolescente. Sin embargo, también reconoce que muchos de sus colegas provienen de buenas familias, de estratos sociales muy cómodos, que tuvieron acceso a educación superior y que luego optaron por incursionar en la pornografía. Lo mejor es evitar el prejuicio, como va quedando claro a lo largo de este artículo.

8. “De hecho ganan un montón de plata”

No, de hecho hasta hace unos años la industria pornográfica pasaba por sus momentos más difíciles. Incluso, según Bella, gran parte de estos actores no tienen contratos y se dedican a la pornografía en sus ratos libres ya que las empresas se quedan con un gran porcentaje de las ganancias. Como en cualquier trabajo, a algunos les va bien y a otros no tanto. No es cuestión de levantarse la falda, quitarse el pantalón y dejar que todo fluya. Como ocurre en la vida real, para ser bueno en algo tienes que esforzarte constantemente y dedicarte a ello.

9. “De hecho son prostitutas”

Una cosa distinta es tener sexo frente a cámara y que te paguen por ello, otra es tener sexo a cambio de dinero. ¿Te resulta difícil trazar la línea? Bueno, ciertamente el proceso mental es el mismo: hay sexo y se paga. Pero Bella asegura que hay grandes diferencias. La principal: los actores involucrados en escena están en igualdad de condiciones, uno no le paga al otro sino que construyen juntos la escena.

10. “De hecho tienen sexo todo el tiempo, de hecho lo tendrían conmigo”

No pues, el hecho de que la imagen que se proyecte es el de un hombre o una mujer muy sexual, recuerda que son actores. Pueden disfrutar mucho de su trabajo, pero eso no quiere decir que están disponibles para todos. Si crees que andan constantemente desnudos, ellas caminando en tacones, ellos mostrando los genitales, pues estás muy equivocado.

CONCLUSIÓN

Ante toda esta información no deberías sentirte decepcionado. Pero si lo estás, Bella recomienda que simplemente te dediques a disfrutar de la pornografía tal cual como está hecha y, por qué no, ver alguna de sus películas.

IR A COMENTARIOS

Comentarios