728 x 90

Regiones en emergencia, alza de alimento y falta de agua, así está la situación en el Perú

img

Foto: peru.com

Hace unos meses diversas regiones del país fueron declaradas en emergencia por la falta de lluvias y la crisis hídrica que habían causado. Ahora, después de esos largos meses (setiembre-diciembre) de sequía, las lluvias han vuelto con mucha fuerza y han puesto nuevamente en emergencia al país. 

Hasta el viernes último, el número de regiones declaradas en emergencia aumentó a diez, luego de que el primer ministro, Fernando Zavala, diera el anunció. 

De esta manera, Lima, Arequipa y Huancavelica se sumaron a Ica (declarada en emergencia el jueves), Puno, Ucayali, Tumbes, Piura, Ayacucho y Moquegua, regiones que han sido fuertemente afectadas por las fuertes lluvias, causantes de huaicos e inundaciones que ya han dejado fallecidos y miles de damnificados.

Alza de alimentos 

En las últimas semanas la Carretera Central ha sido cerrada y reabierta en varias ocasiones, esto ha llevado a que el precio de diversos productos en los mercados de Lima se incrementara. 

Consultado por Perú21, el economista Juan Mendoza, explicó que esta alza de precios se debió a que los huaicos de Chosica y Chaclacayo afectaron la carretera, esto geenró un aumento en los costos del transporte de alimentos.  

Falta de agua

El viernes último, Sedapal suspendió inesperadamente el servicio de agua en 26 distritos de Lima por las complicaciones para captar agua superficial y tratarla en la planta La Atarjea. Esto de debió a que las fuertes lluvias (ocurridas en las partes alta y media de la cuenca del río Rímac) causaron huaicos que llevaron piedras, lodo, ramas y demás residuos al río Rímac. 

La empresa informó que en transcurso de la noche el servicio sería reestablecido paulatinamente y de manera restringida. Sin embargo, residentes de diferentes distritos de la capital todavía no tienen agua. 

El Comercio informó esta mañana que residentes de zonas como Villa El Salvador, Villa María del Triunfo, La Molina y Canto Grande (San Juan de Lurigancho), todavía no tenían agua en sus casas. 

Los efectos del cambio climático trajeron fuerte sequías y ahora fuertes lluvias que han puesto al país nuevamente en emergencia. En diferentes distritos ya se ha prohibido celebrar carvanales y así evitar el desperdicio de agua, recurso necesario, sobre todo en verano. 

IR A COMENTARIOS

    Comentarios